Los Planes de Igualdad en la empresa ¿por qué son necesarios?

Los planes de igualdad
 

 

 

Los Planes de Igualdad entre hombres y mujeres en el ámbito laboral son obligatorios para muchas empresas.

Explicamos cómo implementarlo, sus ventajas para cualquier tipo de empresa y algunos ejemplos de planes ya vigentes.

La discriminación salarial entre mujeres y hombres aún existe

 
Recientemente los medios se hacían eco de una sentencia¹ del Tribunal Superior de Justicia de Canarias (928/2017) que declara nulo el pacto salarial de un hotel tinerfeño por existir discriminación por razón de género en dos pluses salariales para una misma categoría:  las mujeres, la mayoría en labores de camarera/o de piso, recibían una cantidad en concepto de plus de productividad de 139 euros mensuales, casi cinco veces inferior a los trabajadores que ocupaban el puesto de camarero de sala, ocupado por mayoría de hombres, que cobraban un plus de 640 euros al mes.

   
 

La sentencia del TSJC ha sido recibida con agrado por un sector, fundamentalmente femenino, que vive un momento de máxima tensión, marcado por un año repleto de reivindicaciones en materia de salario y condiciones de trabajo.

Pero,  pese al carácter positivo de la resolución del tribunal canario, la sentencia tiene una doble lectura que no podemos pasar por alto, ya que al anular un pacto salarial que entiende como discriminatorio, obligaría a retomar como base un antiguo orden de clasificación, que sería también discriminatorio, por lo que todo quedaría de nuevo sujeto a una revisión y una nueva negociación colectiva.

Esta coyuntura, cuanto menos paradójica, puede volver a repetirse en otras empresas, donde los pactos y convenios acordados con el paso de los años, han podido no tener en cuenta de forma efectiva la discriminación indirecta por razón de género existente, lo cual, suscita aún más la necesidad de promover la elaboración de Planes de igualdad dentro de las mismas (en este caso concreto no existía), ya que están pensados justamente para evitar este tipo de situaciones tan alarmantemente poco equitativas.

Pero ¿Qué es exactamente un Plan de Igualdad?
 


 

El Plan de Igualdad en la empresa

 
La Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo para la igualdad efectiva de mujeres y hombres establece pautas básicas en materia de políticas de empleo, reinserción laboral y negociación colectiva, para promover la proyección de la mujer en el mundo laboral, buscando equipararla a la situación del hombre y evitar cualquier tipo de discriminación por razón de género.


 

 
 

Con el objetivo de lograr esta equidad, dispone que todas las empresas están obligadas a respetar la igualdad de trato y de oportunidades en el ámbito laboral, obligando en ciertos casos  a la elaboración de un Plan de Igualdad dentro de la empresa.

 

¿Qué son los Planes de Igualdad?

 

El Plan de Igualdad es un documento donde se recogen las acciones que va a realizar la empresa, previa consulta a los representantes de los trabajadores, para alcanzar la igualdad de trato y de oportunidades entre mujeres y hombres y eliminar la discriminación por razón de sexo.

Esta es una forma efectiva de implicar a las empresas a la hora de plasmar planes de actuación reales para erradicar situaciones de discriminación por género, directas o indirectas, como la conocida “brecha salarial” entre hombres y mujeres.

 

¿Quiénes están obligados a implantar un Plan de igualdad?

 
Por ley, el Plan de Igualdad es obligatorio en los siguientes casos;

  • Empresas de más de 250 trabajadores.
  • Empresas cuyo Convenio Colectivo obligue a la elaboración del mismo.
  • Empresas afectadas por un proceso sancionador que dictamine la elaboración del Plan.
  •  
    El resto de empresas no están obligadas, pero pueden implantarlo de forma voluntaria.   En todos los casos, la elaboración e implantación de dicho Plan, debe contar con la consulta, información y negociación en cada caso con los representantes de los trabajadores.

     

    Ventajas de Implantar un Plan de Igualdad

     
    Aunque la empresa no se encuentre dentro de los casos en que resulta obligatorio, es importante apuntar que el adoptarlo de forma voluntaria conlleva una serie de ventajas para el empresario, ya que disponer de ese conjunto de medidas, y cumplirlas, es una forma práctica de acatar la legalidad y evitar muchas sanciones administrativas, además de los beneficios de lograr un mejor ambiente de trabajo y un mejor aprovechamiento profesional de los recursos humanos.

    La discriminación de la mujer en el mundo laboral sigue existiendo en porcentajes altos, según sectores y actividades propias de la empresa; por lo que abordar un proyecto de igualdad, con unos plazos razonables adecuados a la situación, y consensuados con los trabajadores (o sus representantes) facilita al empresario cumplir con esa responsabilidad.

     

    Cómo elaborar un Plan de Igualdad

     
    El Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, a través de la web igualdadenlaempresa.es pone a disposición de las empresas, diversas guías para la elaboración de Planes, así como herramientas de autodiagnóstico para evaluar la situación, asesoramiento, e incluso subvenciones anuales para las empresas entre 30 y 250 trabajadores.

    Son muchas las medidas que puede contener un Plan de Igualdad, sobre todo teniendo en cuenta que deben ajustarse a la empresa, para lo que primero se ha de realizar un “diagnóstico” de la situación real de la misma en materia de igualdad. No obstante, en términos generales deberían abordar los siguientes puntos:

  • Acceso al empleo
  • Retribución salarial
  • Formación profesional
  • Categorías profesionales y promoción
  • Conciliación familiar
  • Vigilancia y prevención del acoso sexual
  •  
    Sin perjuicio de cualquier otra medida orientada a vigilar y erradicar la discriminación por razón de género.

     

    En mi empresa no existe un Plan de Igualdad ¿quién protege mis derechos?

     
    Un trabajador/a puede averiguar si en su empresa existe un plan de igualdad dirigiéndose a los representantes de los trabajadores o el empresario, ya que actualmente no existe aún ningún registro obligatorio oficial para dichos Planes.
     
    Si tu empresa se encuadra dentro de las obligadas por ley a tener un Plan de Igualdad, pero no existe, puedes exigirlo a los representantes de los trabajadores o, de no existir; al propio empresario. De no obtener respuesta, o si prefieres guardar la confidencialidad, puedes interponer una denuncia ante la Inspección de trabajo.
    Aunque no exista un Plan concreto en la empresa, la legislación vigente, desde La Constitución y el Estatuto de los trabajadores, hasta leyes mas concretas como la citada Ley Orgánica 3/2007, ya protegen a la mujer obligando a evitar la discriminación en el ámbito laboral por razón de género. Lo que establece el Plan de igualdad no son más que medidas concretas para acatar dichas leyes, adaptadas a la situación real y funcional de la empresa en la que se elabora.

     

    Ejemplos de planes de igualdad en empresas e instituciones españolas (pdf)

     
    Son muchas las empresas e instituciones que actualmente tienen vigentes Planes de Igualdad y quizá la mejor forma de entender en qué consisten es ver algunos ejemplos de ellos:

     

    Conclusiones

     
    No debemos entender el Plan de Igualdad como otro requisito obligatorio para la empresa, sino como una fórmula muy útil a la hora de analizar si en ella hay situaciones discriminatorias, y confeccionar un plan adaptado para cumplir la normativa.  Si bien es cierto que el Plan de igualdad obliga a su consecución y puede acarrear sanciones en caso de incumplimiento, cualquier situación que discrimine a la mujer y no cumpla con la normativa puede ser objeto de denuncia y sanción por parte de la autoridad laboral.  El Plan de Igualdad se anticipa, detecta y permite corregir estas situaciones.

     

    Referencias legales
     
    ¹ Sentencia 928/1017 de 2 de noviembre de 2017 del Tribunal Superior de Justicia de Canarias, pdf (enlace CCOO)
    Ley Orgánica 3/2007, de 22 de marzo, para la igualdad efectiva de mujeres y hombres.

     

    Un artículo de la redacción de Loentiendo.com

    Abogados, Graduados Sociales y redactores especialistas en derecho laboral.

    Si te ha parecido interesante, comparte este artículo en tus redes sociales

     

     

    Loentiendo es un portal de colaboradores independientes, no es una página oficial. No se comparten necesariamente las opiniones de los autores de cada artículo. Toda la información tiene un carácter meramente orientativo. Confírmela siempre en los Boletines Oficiales (legislación española), Servicios de información de las Administraciones Públicas o con su asesor legal.

     

    

    Hay 2 comentarios en “Los Planes de Igualdad en la empresa ¿por qué son necesarios?

     

    ¿Quieres dejar un comentario?

    * Recuerda que esta es una página independiente que no tiene ningún tipo de relación con la Administración. Al enviar el comentario aceptas las condiciones de uso y privacidad (+info).

    1. Muy buenas.

      Antes de nada gracias por este consultorio. Escribí por otra duda, hace un par de dias, y la respuesta ha sido muy rápida y eficiente. Me surge otra duda ¿la prestación por maternidad, cotiza al desempleo? Es que mientras este con ella, termina mi contrato de trabajo. Con los meses de la prestación, más los que tengo acumulados anteriormente, llego a generar prestacion por desempleo, pero sin ellos no, y he leido en varios sitios informaciones contradictorias. se suman esos dias de prestacion al calculo de dias cotizados para la prestación por desempleo? gracias de nuevo