fbpx

El sistema educativo y el mercado laboral en España están desconectados


 

 


En muchos sectores las empresas no encuentran trabajadores cualificados, mientras que la tasa de paro entre los jóvenes es del 35 %

Sindicatos y patronal coinciden en que existe un desajuste grave en el mercado de trabajo.

 

Miles de puestos de trabajo quedan sin cubrir por falta de profesionales cualificados

 
En las jornadas  Formación de calidad para un empleo de calidad”, organizadas por el Instituto de Empresa Familiar (IEF) con la participación de expertos,  empresarios y sindicatos, se han compartido algunas reflexiones interesantes.
 

En España, con una alarmante tasa de desempleo juvenil del 35 %, las empresas tienen serias dificultades para cubrir muchas de sus vacantes al no encontrar perfiles profesionales adecuados.

 
Este  desajuste proviene de que la formación que reciben los jóvenes, en muchos casos, no se ajusta a las necesidades de las empresas.   El modelo universitario español apenas se ha modificado en los últimos 50 años  y sigue lastrado por procesos burocráticos
 
Hay una polarización preocupante entre los jóvenes españoles: una parte importante está sobrecualificada, con estudios superiores que sin embargo no tienen demanda ni empleabilidad suficiente en el mercado laboral. Y por otro lado, un grupo muy amplio, carece de formación básica y actualizada como consecuencia del abandono en los estudios.  Todo esto se traduce en un mercado laboral precario para los jóvenes.
 

En este contexto, con una economía cada vez más competitiva y globalizada, las empresas piden a la Administración que impulse la creación de modelos flexibles que permitan a los centros formativos, universitarios y de formación profesional, adaptarse rápidamente a esos cambios que las empresas son capaces de detectar de manera inmediata.

 
Para mejorar la empleabilidad de los jóvenes, adecuando oferta y demanda, se proponen una serie de medidas:
 

  • Generación de información pública de calidad sobre tendencias de mercado laboral, profesiones de futuro y especialidades de centros de formación profesional y universitaria que facilite la toma de decisión a los jóvenes.
  • Potenciar la figura del orientador profesional e integrarla como parte del proceso formativo. Si el orientador dispone de herramientas actualizadas podrá desempeñar mejor su labor.
  • Impulsar la formación profesional dual para orientar mejor al alumno en el aprovechamiento de sus talentos, con un trato más personalizado y en contacto directo con la actividad empresarial. Una formación moderna que visualiza la utilidad, mejora la motivación y reduce el abandono escolar.
  • Especialización de centros formativos.
  • Seguimiento y evaluación de la formación por centros con la generación de estadísticas de calidad.
  • Incentivar la movilidad en los jóvenes a aquellos centros de formación especializados que mejor se adapten a sus capacidades y expectativas profesionales.

 


 

Es imprescindible un gran pacto educativo

 
Desde el Instituto de Empresa Familiar, organizador de las jornadas, se ha propuesto a empresarios, agentes sociales, comunidad académica, partidos políticos y Administración la elaboración urgente de un plan estratégico de la educación, que permita adaptar la formación que reciben los jóvenes a la realidad, incorpore materias y habilidades que en estos momentos resultan imprescindibles pero que no figuran en los planes de estudios, garantice la igualdad de oportunidades y facilite la incorporación al mercado laboral con garantías de acceder a empleos de calidad.

 

Jornada “Formación de calidad para un empleo de calidad”

 
Antonio Garamendi (presidente de la CEOE),  Adela Carrió (Secretaria Confederal de UGT),  Paula Guisande (Secretaria de Política Social y Movimientos Sociales de CCOO) debaten sobre la desconexión entre el mercado laboral y el sistema educativo.

 



 

Otros artículos relacionados
 

  • La FP acapara ya el 42 % de la oferta laboral
  • Las carreras universitarias con mejores salidas laborales
  • ¿Qué es la FP Dual?
  •  



    ¿Has encontrado algún error en el artículo?. Por favor, comunícalo utilizando este formulario.


    Loentiendo es un portal de colaboradores independientes. No se comparten necesariamente las opiniones de los autores de cada artículo. Toda la información tiene un carácter meramente orientativo. Confírmela siempre en los Boletines Oficiales (legislación española), Servicios de información de las Administraciones Públicas o con su asesor legal. Contenido protegido con copyright.
    Categorías Empleo

    3 comentarios en “El sistema educativo y el mercado laboral en España están desconectados”

    1. Únete a nuestro grupo de facebook
    2. Es posible, pero eso debe llevar a “rendirse” y dejarlo todo en manos del “Sacrosanto” mercado, que si organizara realmente bien no habría casas vacías y gente sin acceso a la vivienda, sobreproducción alimentaría y comida que se tira, mientras algunos rebuscan en los contenedores o colectivos a los que se le cortan los servicios básicos ( luz, agua o gas porque el mercado ha decidido que deben costar 10 veces lo que cuesta producirlos ). Sin embargo en regímenes menos totalitarios que los citados, las pensiones, sanidad o la propia educación llegan, más o menos al grueso de la población porque hay un Estado, una Administración, un sector público ( que cada cual le ponga el nombre preferido ) que lo garantiza, cosa que no hará nunca el mercado porque su misión no es garantizar esos servicios.

    3. Como comentabáis en un artículo reciente, más del 40 % de los trabajadores, no se dedica a nada que tenga que ver con su formación, por lo cual habrá que plantearse, tal y como apunta algún estudio sociológico, si la educación no estara planteada más para reducir aspectos como el paro juvenil ( si se está estudiando hasta casi los 30 no se forma parte de la población activa y por tanto tampoco contabilizan como parados ), generar empleo entre el colectivo de los profesores o mantener la “paz social “, que para mejorar las posibilidades de vida de los futuros adultos. Por otro lado, formar unicamente para las demandas de las empresas, puede llevar a que sean estas las que marquen la agenda de la formación, al margen de los intereses globales de la sociedad. Quizá habría que plantearse a nivel general que necesita realmente producir una sociedad y como se va a organizar este proceso productivo.

      • Hombre, los antecedentes históricos del Estado organizando qué necesita producir la sociedad y organizando ese proceso productivo, digamos que no han sido muy exitosos (Unión Soviética, China, Corea del Norte, Cuba, Venezuela…). Aunque solo sea por un análisis estadístico de los países más desarrollados del mundo y cómo funciona su economía, yo creo que el mercado, con todas sus limitaciones y correcciones necesarias, organiza mejor la producción que el Estado. Como siempre, salvo mejor opinión.   [Las respuestas son personalizadas y exclusivas para quien realiza la consulta, que las recibe completas en su email.]

    Responder a Alsalla Cancelar respuesta

    Antes de enviar el comentario, MARCA ABAJO la casilla de ACEPTACIÓN de las normas de uso y política de privacidad (+info) | Recuerda que esto no es un foro de asesoramiento legal. Si necesitas asesoramiento profesional de un abogado o graduado social puedes solicitar un presupuesto para tu consulta (+info) | Resumen de la política de privacidad: Responsable de los datos: Gestión Técnica Digital SL| Finalidad: Gestión y moderación de comentarios | Legitimación: Tu consentimiento expreso | Los datos que nos facilitas estarán ubicados en los servidores de Dinahosting | Derechos: Tus datos no serán cedidos a terceros sin tu consentimiento expreso. Tienes derecho al acceso, rectificación, supresión, limitación, portabilidad y olvido de tus datos contactando en info@gestiontecnicadigital.com.