¿Cuáles son las clases de pensión más habituales?

Estadísticas oficiales sobre los tipos de pensiones más habituales, tanto contributivas como no contributivas.

 

Pensiones contributivas más habituales

Clases de pensiones más habituales

 

Según datos de enero de 2016, facilitados por el Ministerio de Empleo y Seguridad Social el conjunto del Sistema público cuenta con 9.353.988 pensiones contributivas.  Las pensiones más habituales son las siguientes:

 

  • Pensiones por Jubilación: 5.686.975.

Son la mayor parte. Las pensiones contributivas de jubilación son una pensión vitalicia, única e imprescriptible, con la que se trata de cubrir la pérdida de ingresos que tiene un trabajador, cuando al llegar a una determinada edad, cesa total o parcialmente en el trabajo por cuenta ajena o propia, poniendo fin a su vida laboral.

  • Pensiones de Viudedad: 2.354.686.

La pensión de viudedad es una pensión vitalicia que se concede a quienes hayan tenido un vínculo matrimonial o fueran pareja de hecho con la persona fallecida, cumpliendo una serie de requisitos (+info).

  • Pensiones de Incapacidad Permanente: 934.846.

Se trata de pensiones que se reconocen a los trabajadores que después de  haber seguido el tratamiento médico y una vez que se les ha dado de alta, tienen reducciones anatómicas o funcionales graves que disminuyen o anulan su capacidad laboral. (+info)

  • Pensiones de Orfandad; 338.208.

Son pensiones que se conceden a los hijos de la persona fallecida y a los aportados por su cónyuge, que reúnan determinados requisitos. (+info)

  • Pensiones a Favor de Familiares, 39.273.

Son pensiones para los familiares que hayan convivido y dependido económicamente de la persona fallecida (+info).

 

 

Clases de pensiones no contributivas

 
Pensiones no contributivas

 

Las estadísticas anteriores consideran únicamente las pensiones contributivas que gestiona el Sistema de la Seguridad Social.  Además, existen las llamadas Pensiones no contributivas (PNC), que gestionan las Comunidades Autónomas y que a finales del 2015 superaban las 453.000 pensiones.

Las pensiones no contributivas de invalidez y de jubilación son prestaciones económicas que se reconocen para las personas que se encuentran en situación de necesidad y no tienen de recursos suficientes para su subsistencia, aun cuando no hayan cotizado nunca o no logren acumular el tiempo suficiente para alcanzar las prestaciones del nivel contributivo.

Según la información del IMSERSO para la nómina de diciembre, el número total de pensiones no contributivas fueron:

  • Pensiones no contributivas de jubilación: 254.029 pensiones
  • Pensiones no contributivas de invalidez: 199.518 pensiones.

 

Compártelo

Loentiendo es un portal de colaboradores independientes. Toda la información tiene un carácter meramente orientativo. Confírmela siempre en los Boletines Oficiales (legislación española), Servicios de información de las Administraciones Públicas o con su asesor legal.